Una herramienta CRM, de gestión de las relaciones con los clientes, permite a cualquier compañía unificar en una única base de datos toda la información que tiene sobre ellos, a la vez que interactuar con su target sin necesidad de usar más aplicaciones informáticas. O, en su defecto, combinándose a la perfección con las que sean realmente indispensables.

Ahora bien, ¿cómo se gestiona algo así? ¿Es realmente abarcable y, por tanto, verdaderamente útil? Pues sí, y más aún de lo que cabría imaginar en un principio. Por eso hoy venimos a contar todo lo que debes saber sobre la gestión de la base de datos del CRM y cómo sacarle el máximo partido. ¡Esto te interesa!

Funciones de la gestión de bases de datos con un CRM

Es posible que hayas escuchado que la gestión de una base de datos con CRM y el marketing son la pareja perfecta, y la verdad es que es cierto. Eso sí, conviene conocer todas las funciones de un software CRM de calidad, o al menos las más importantes, para comprender su importancia desde el minuto uno:

  • Si trabajas una base de datos en tu CRM, tendrás todos los datos relacionados con cada uno de tus clientes a mano, a tan solo un vistazo de distancia. Esto quiere decir que tendrás acceso a las fichas personales con sus datos, pero también que sabrás cuántas veces ha comprado, qué formas de pago ha utilizado o incluso cuál es el color favorito de cada cual.

  • Todo lo anterior permite hacer marketing de cercanía, o mejor dicho, lanzar campañas personalizadas que sean mucho más eficientes. Cada cliente tiene unos gustos muy específicos, ¡así invertirás mucho mejor tu tiempo y tu dinero!

  • El análisis de los datos del CRM y de las campañas de marketing te permitirá medir mucho mejor el ROI, el retorno de la inversión. O lo que es lo mismo, saber si estás acertando en tus campañas y, si no, saber en qué puedes estar fallando.

  • Además, otra de las funciones de pulir la base de datos para CRM es la notable mejoría de la comunicación interna de la compañía. El hecho de que todos los departamentos de la empresa tengan acceso a la misma información, actualizada en tiempo real, supone una gran ventaja competitiva.

Usar un CRM nos permite segmentar a nuestro público y ofrecerle a cada persona lo que es más probable que termine haciéndola comprar el producto o servicio que le ofrecemos, ¡que al final es de lo que se trata! Pero también nos permite mantener varios canales de comunicación directa con ellos, algo cada día más valorado por los consumidores que buscan un salto de calidad en este sentido con sus proveedores.

¿Con qué herramientas puede integrarse?

Un CRM para ventas de calidad como Microsoft Dynamics 365 Sales puede ser una gran herramienta de gestión comercial por sí misma, pero también puede convertirse en algo aún más grande si se sabe cómo exprimirla al máximo con otros softwares de interés empresarial.

Existen muchas posibilidades de integraciones que te ayudarán a centralizar y automatizar sistemas y datos. Un buen ejemplo de esto es la combinación del CRM con un ERP para obtener una visión global de toda la información de la empresa, o bien con aplicaciones y servicios de terceros (email marketing, formularios, chatbots, call centers, redes sociales, etc.) cuya integración mejorará aún más las funcionalidades del CRM que hayas elegido.

Tan solo se trata de conocer las posibilidades del software, cómo puede ayudarte a crecer, y de contar con asesoramiento experto que te permita conectarlo con las mejores soluciones en función de las necesidades de tu negocio. El resto es comodidad y mayor éxito en las ventas, ¡haz que todo fluya en tu compañía!

Posts relacionados